(Selección de Josep Valls).

Construyendo Cimientos Sólidos de RSE

. miércoles, 17 de junio de 2009

Por Daniela Mendoza Reynolds. Fundada el 24 de septiembre de 1925 con el propósito de producir y comercializar cemento inició sus actividades La Sociedad Boliviana de Cemento S.A. - SOBOCE S.A. ubicada en la localidad de Viacha – La Paz.
Hoy en día, cuenta con cuatro plantas de cemento situadas en los departamentos de La Paz, Oruro, Santa Cruz y Tarija, operando cuatro plantas de hormigón premezclado y una planta de agregados pétreos.
Con más de 80 años en el mercado, se constituye en la empresa productora de cemento más importante de Bolivia, generando en todas sus operaciones más de 3.500 empleos directos e indirectos. Comprometida con el desarrollo sostenible de Bolivia, SOBOCE S.A. tiene la misión de “mejorar las condiciones de vida de las comunidades donde se encuentran sus operaciones productivas y proveedores de materias primas, basándose en el principio de que todos los bolivianos tienen derecho a una vida digna con oportunidades en educación, salud, vivienda y trabajo.”

Direccionada bajo la política de destinar el 10% de sus utilidades a proyectos y actividades de RSE la empresa actúa en función a tres líneas de acción; la primera orientada a revalorizar el patrimonio cultural y natural del país y apoyar el desarrollo del turismo; la segunda enfocada en apoyar al microempresariado productivo y generar empleo y por último una tercera dedicada a promover niñez y juventud competitivas.

“El país que queremos” es un proyecto que identifica y promueve emprendimientos desarrollados por sectores indígenas y campesinos; a través del Programa “Emprender.bo”, difundido todos los domingos a las 10 de la noche por la Red de televisión PAT. Este espacio intenta reflejar el contexto multicultural y ecológico de Bolivia, la diversidad de los pueblos indígenas y campesinos quienes desarrollan proyectos productivos novedosos, dignos de ser reconocidos y promovidos en el mercado. La elaboración de ocho documentales de las iniciativas más exitosas (Exportación de Tilinchos, San Miguel del Bala – Ecoturismo, El Ceibo - Producción de chocolates, Asohaba - Producción de habas, Turco - Crianza de camélidos, Oro Negro - Exportación de castaña, Moda Chiquitana, Incapallay - Exportación de tejidos), revelan ejemplos de creatividad, trabajo y compromiso, que van generando la posibilidad de mejorar las condiciones y calidad de vidas de las personas y comunidades.

Comprendiendo la premisa de que fomentar el turismo es apoyar efectivamente el desarrollo económico del país, nace el proyecto “Las Rutas de SOBOCE” que tiene como objetivo principal fomentar el turismo interno y contribuir a que Bolivia sea un destino más atractivo para viajantes internacionales. Esta iniciativa hace pública la invitación e información necesaria para visitar treinta destinos turísticos llenos de diverso paisaje, cultura e historia.

El año 2002, SOBOCE lanza la campaña “De manos bolivianas para niñ@s bolivianos”, iniciativa que tiene como objetivos: incentivar la creatividad de personas artesanas, el consumo de materia prima nacional y generar fuentes de empleo en el país, todo esto a través de la fabricación y comercialización de juguetes. Después de tres exitosos años de concurso y crecimiento del proyecto SOBOCE se vio en la necesidad de continuar apoyando a los artesanos(a) bolivianos, pero de manera mucho más sostenible adicionando un objetivo más al proyecto : sustituir las importaciones y generar exportaciones de juguetes. Para ello, crea una organización independiente y especializada, denominada "Anatina Toys", que produce y comercializa juguetes artesanales bolivianos hechos de madera y tela.

Estación Central, Gente Brillante, Club de Corredores, Fundación Jisunú, Recicla, Cultura para el Desarrollo y otras acciones más, son proyectos que poco a poco van fortaleciéndose y consolidándose en el tiempo, dándole a SOBOCE hoy por hoy la oportunidad de seguir trascendiendo, pasando de la filantropía a la aplicación de una filosofía sostenible.